Como muchas de vosotras, sabéis este mes es fatídico para mi, porque enero solo significa una cosa: exámenes. Asi que he decidido enseñaros lo que yo llamo cariñosamente como “mi zulo”, o sea mi habitación, el lugar donde hago horas, horas y horas de estudio.

Imagen

Imagen

Imagen

Imagen

Imagen

Imagen

Imagen

Imagen

Imagen

Imagen

Imagen

Anuncios